El Secreto Oculto

17 07 2018

Resultado de imagen de el secreto oculto

Mañana querrá usted persuadir a alguien de que haga algo. Antes de hablar, haga una pausa y pregúntese: ¿Cómo puedo lograr que quiero hacerlo?

DALE CARNEGIE

LA PERSUASIÓN

Hay muchas clases de libertad. Libertad académica, libertad de asociación, libertad de culto, libertad de elección, libertad de expresión, libertad de manifestación, libertad de movimiento y libertad de opinión.

Pero hay una libertad mayor que procede del interior de las personas, de tu propio interior. La autodisciplina es el camino más corto para descubrir qué es la libertad interior. La libertad interior es la capacidad de controlar nuestras acciones, es el poder de control sobre nosotros mismos. Pero esta libertad no es absoluta en la medida en que se basa en el control.

Ser libre es una de los mayores sueños de los seres humanos. La mayoría de las religiones consideran el fin de los días como la liberación del alma. Para ser feliz hay que ser libre, tomar tus propias decisiones, desapegarte y no estar condicionado.

Ser libre significa soltar, dejar ir, despegarse. La gaviota en libertad no conoce su vuelo hasta que acepta que puede volar, cuando no se esfuerza en contra de lo que le ha sido dado por su naturaleza. También vuela nuestra imaginación. Dejar rienda suelta a la imaginación es una manifestación de la libertad interior, dejar rienda suelta a la imaginación es un principio de éxito. La manifestación de la imaginación es más grande que cualquier conocimiento, incluso si este conocimiento es de nosotros mismos, de nuestra propia vida interior.

Loa apegos no son reales; son ilusorios. Podemos sentir apego por un coche, una vivienda, un estatus. Hasta apego por nosotros mismos. Cuando nos desapegamos de nosotros mismos, encontramos dentro de nosotros mismos un hálito de libertad. Pero aún esta libertad no es plena, sino apenas un embrión de libertad.

Es ilusorio creer, pero mayor virtud es manifestar tu creencia, sentirte tú mismo.

Fuera de nosotros sólo hay esclavitud. Quien decide ser libre de sí mismo, decide despegarse del mundo. Hay que vivir con intención.

Siguiendo de cerca al Dr. Wayne W. Dyer, que dice: “aprende a usar tu intención para construir una vida plena y feliz”. Si aprendemos esta construcción de nuestra felicidad desde nuestro interior, logramos forjar nuestro futuro en paz con nosotros mismos y activamos el lado activo del infinito.

La entrega al propósito de tu vida, fomenta tu capacidad para centrarte y tener paciencia contigo mismo, pues amas lo que haces y haces lo que amas. También supone disfrutar de tu vida más plena en libertad. Es el conocimiento silencioso de ti mismo, que opaca tu imaginación prodigiosa.

Si te levantas y eres distinto al mundo, creas tus propios pasos en un hálito de vida para tu propia salvación, a modo de misterio natural pasajero y efímero. La calmada conciencia del espíritu rebosa de libertad desconocida para el género humano atrapado en la cárcel humana.

Nuestras tentativas por salvarnos, con manera sosegada y tranquila, reanima tu emoción. Flotas en la imaginación en un orden divino perfecto. Es la fuerza del silencio.

Calma tu ruido interior. Y nota la presencia de ti mismo, que te devuelve a la vida. La intención, aunque poderosa, no basta de cara a crear abundancia ilimitada. Sólo construye barreras para señalar nuestras fortalezas como fronteras de nuestro imperio interior.

Tú fuiste creado con un prodigioso don. El don de examinarte y conocerte a ti mismo. Pero hay un don mayor. El don de crear donde nada existe. Eres potencialmente infinito. No existen límites para nuestro potencial. Y la imaginación es una potencia maravillosa.

La imaginación proporciona aire, sol y agua a un ciego. Tus dones son concedidos libremente y a manos llenas. Tus resultados son beneficiosos, a la vez que expansivos. Pero sólo con el poder de la imaginación, con el poder de tus sueños. Sueña en grande, para edificar en grande. Cuanto más alto levantes el edificio, más profundo en tu interior has de excavar.

No cabe duda que tu imaginación forja tu voluntad en la consecución de tus sueños para hacerlos una realidad. Y alcanzada ésta, tu realidad llega a ser más grande que el más grande tus sueños. ¡Vuela alto porque puedes!

Tu mente es capaz de tomar decisiones. Pero eso tampoco es liberta para tu destino, para lo que has sido creado. Has sido creado para ser libre y vivir en libertad. Cada acción en tus sueños te acerca a tu libertad.

Ello significa que durante toda tu vida te encuentras atado cual elefante de circo. Y no sabes que tu fuerza de voluntad puede allanar tu camino hacia tu libertad interior. Esto es porque lo buscas afuera e incluso en tus recuerdos como matices de paradigmas infundados que dejaste crear por los demás.

Ahora tienes la oportunidad de ser libre. Funcionalmente libre. Pero esto tampoco te da la libertad plena. La plena libertad nace cuando das liberta a tu libertad interior, cuando te manifiestas según tú mismo, según los latidos de tu corazón y no según los latidos de los demás.

Hay que distinguir entre belleza y amabilidad. Amable puedes ser siempre para con los demás. Esto es innato en ti. Pero la belleza está en tu interior.

Observa con mucho cuidado tu interior, porque ahí está tu libertad. Mientras tanto, mientas no seas libre en tu interior, sigues tu propia esclavitud, esa esclavitud que señalan los cánones de la sociedad.

Decide basarte en tu capacidad para ser libre. Una libertad plena. ¡Conócete a ti mismo para conocer a los demás! No puedes conocer a los demás, sin conocerte a ti mismo. Pero el conocimiento no te da libertad interior plena.

La verdadera liberta está en ti mismo. Reside en ti. ¡Sé libre!

Deja de elegir y dedícate a alcanzar tu libertad. ¡Actúa!

Cuenta la historia de un niño que quería ser el arquero más fuerte de Atenas. Con el paso de los años se entrenó muchísimo en busca de sus sueño. Cuando creyó oportuno el momento, se subió al monte más alto, tensó el arco y enfocó su flecha hacia la luna. Soltó la flecha para que ésta viajara en libertad y por un momento tuvo la sensación de tocar la luna con su fleca. Pero la flecha cayó.

Se preparó aún más físicamente durante el siguiente año, hizo un arco más grande y fabricó una flecha mayor. Se volvió a subir al mismo monte y enfocó su flecha hacia la luna, tensando su arco al máximo. Dio nuevamente libertad a su flecha. Y cuando vio que la flecha traspasaba la barrera donde había caído la anterior, pensó que esta vez sí lograría hacer realidad de dejar la flecha empotrada en la luna. Pero la flecha, aunque está vez avanzó más, también cayó.

Y lo intentó así por muchos años. Cada año se preparaba físicamente, cada año hacía un arco mayor y cada año fabricaba una flecha más grande. Y cada año intentaba que la flecha llegara a la luna. Pero ninguna de las flechas nunca alcanzó la luna, aunque cada año se preparara más físicamente, hiciera un arco más grande y fabricara una flecha mayor. Superaba cada flecha el alcance de la anterior.

Un día, ya anciano, sin fuerzas volvió con las manos vacías a aquel monte y contempló la luna. Entonces comprendió que si bien nunca llegó su sueño realizar, sí se había convertido en el hombre más fuerte de Atenas.

A veces en la vida perseguimos sueños imposibles que no podemos realizar ni llevar a puerto seguro. Pero en el proceso nos hacemos grandes, aunque seguimos siendo niños en nuestro interior. Quien tien la sabiduría suficiente y necesaria para hallar el niño interior que lleva dentro, está más cerca de alcanzar su libertad interior. Pero por más que hurguemos año tras año y en ello se nos vaya la vida, nunca alcanzaremos a conocer nuestro niño interior. Ni mucho menos nuestro interior. Porque nuestro interior es infinito.

No podemos conocer con el cuerpo de un soplo de vida algo eterno. No podemos alcanzar con o efímero lo eterno.

El hombre ha intentado alcanzar las estrellas, pero éstas se alejan cada vez más. Cuando el hombre descubra que en su interior es infinito, descubrirá la estrella más preciosa: la sabiduría. Pero esta sabiduría, basada en el conocimiento, tampoco dará libertad a su imaginación.

La imaginación es la facultad humana para representar mentalmente sucesos, historias o imágenes de cosas que no existen en la realidad o que son o fueron reales pero no están presentes. La imaginación es la capacidad o facilidad o hábito o habilidad para concebir ideas, proyectos o creaciones innovadores. Imagina quien sueña.

No obstante, si bien la imaginación es activa, el sueño no lo es. El sueño es aquel estado de reposo en que se encuentra la persona o el animal que está durmiendo. El sueño es el deseo o necesidad de dormir. Es un estado de reposo, mientas que la imaginación es dinámica.

Ahora bien, tener sueños es diferente. Tiene sueños quien imagina hacer realidad un proyecto de vida, tiene sueños quien no ha perdido la capacidad de soñar, tiene sueños quien vive su vida de acuerdo a su propia existencia. Tiene sueños quien se lanza a volar sin saber volar.

El águila sabe que su polluelo está preparado para volar. Se lo indica su naturaleza, su propia experiencia. Pero el polluelo no sabe si sabe volar. El águila empuja al polluelo al vacío, con la confianza que volará. En este preciso instante, el polluelo teme por su vida y agita sus alas. Y cuanto más fuerte las agita, más se separa de la caída en vacío. Y finalmente vuela por supervivencia. Pero no sabe dirigir su vuelo y quiere regresar al nido.

El ser humano ha venido a este mundo a descubrir lo creado. Conforme atraviesa por las etapas que le ilustra la vida, va descubriendo los secretos que la vida encierra. Y siempre hay un último secreto por descubrir.

Nos pasamos la vida embelesados en descubrir secretos, que el secreto más grande desconocemos: el secreto de nuestro interior.

En nuestro interior anida un secreto que da vida a todo. Creemos que lo importante son las cosas que nos muestra la vida: sus atributos. Pero no nos damos cuenta que lo más importante es la vida misma. Sin vida, nada es. La vida es el pórtico de todo. Es la llave mágica que abre todas las puertas.

Más para hallar en ti la mejor versión de ti mismo, sólo has de vivir tu propia vida.

En ocasiones, la imagen interior es de abundancia. En otras ocasiones, no. Todo depende de tu estado mental y la frecuencia energética conque vibras. El pensamiento es ilimitado. Como ilimitado es su alcance. Las personas adecuadas aparecen en tu vida, cuando tu vida interior es rica, es abundante.

Cada vez que lanzas la moneda de tu vida y decides vivir de cara al exterior, de cara al mundo externo y los atributos de la vida, se agolpan más los momentos en que te alejas de tu vida interior, te alejas de tu abundancia, de tu riqueza. Hala en ti el tesoro más valioso, con estado de gratitud y respeto.

Abre tu comunicación contigo mismo. Abre tu diálogo interno. ¡Ámate!

Con la escritura alcanzamos a forjar la flecha de nuestra imaginación. Aunque ésta, sin el arco potente de tus sueños nada es. Así como tus sueños nada son sin tu imaginación. Tu imaginación es la proyección de ti mismo, es el imaginarte cómo sería tu vida si logras o alcanzas tus sueños. Pero son tus sueños, la nutrición de los mismos, los que hace que en ti todo perdure y se haga infinito.

Igual tu sueño no es de este mundo, aunque tu imaginación sí lo es. Quizá nunca veas cumplidos tus sueños, pero en tu imaginación has creado la imagen de lo que serán.

El funcionamiento de todo esto, el motor que pone en marcha todo el proceso es tu energía. La energía ni se crea ni se destruye, sólo se transforma. Pero cuando eres consciente que no necesitas ningún cambio más ni ninguna otra transformación para hacer de tu vida algo mejor, reconoces que no es la transformación la que crea tu energía, sino tu propia realidad. La realidad, así considerada, es fuente de tus sueños.

Y a medida que tus sueños se alimentan de realidades, tus sueños crecen. Y los propios sueños crean tu realidad. Eres realidad de tus sueños. Eres producto de tus sueños.

Todo sigue su curso. Todas las grandes mentes se han basado en sus sueños. Y al mantener este sueño, como antorcha que no se apaga, como hoguera que alimentas con el aire vital de tu existencia, comprendes que tu mente se acerca cada vez más a vivir la realidad soñada.

Pero, ¿qué es en sí el sueño? ¿Será la propia realidad? Y, ¿qué es en sí la realidad? ¿Será el propio sueño?

Vida es la realidad soñada para, por imposibles hechos, por imposibles maneras de hacer las cosas, por imposibles hechos, hacemos nuestros sueños realidad. Vida es la realidad soñada que se esconde para encontrar una realidad. Tu realidad. La realidad de tu vida. Tu propia huella en el camino.

Tu sueño surge de la nada, como el espíritu que nadie sabe a dónde va.

Te encuentras en una relación de comunicación con tus sueños, hasta que tus sueños se hacen realidad. Y aquí has de ser agradecido con la realidad, que viene a ser más grande que el más grande de tus sueños. La abundancia interior se abre así de modo ilimitado. Es la oportunidad esperada. La oportunidad de ser libre en tu interior, la oportunidad de dar vida a tu libertad interior.

Las personas claves en el mundo han tenido pensamiento ilimitado y todo sigue su curso. Nada les detiene, ni aún la propia muerte detiene sus vidas. Dejan un legado. El legado de aprender de la propia experiencia, el legado de confiar en ti mismo y en tus propias fuerzas aunque caigas al vacío por no alentar con suficiente fuerza tus alas, el legado de escribir en el libro de la vida tu propia historia, esa historia que nadie conoce, tan sólo tú. Es tu secreto jamás revelado.

Cada vez que veo a una persona con determinación, me recuerda a mí mismo.

Cada vez que busco lo que haya previsto en mi imaginación, hayo la fuerza suficiente para avanzar.

Cada vez que respiro, sé que tengo esperanza; y que si estoy vivo, es por algo. Ese algo me recuerda la oportunidad de vivir, de aprender por mí mismo a volar cuanto más alto, mejor, de conocer que el camino nada es sin la vida misma que le sustenta. Ese algo me recuerda que nada somos sin nosotros, sin ayudar a los demás, sin ser amable con el prójimo, sin dar nuestro brazo a torcer mientras haya una gota de esperanza. Esa gota de esperanza que culmina y llena el vaso de la sabiduría, pero también de la comprensión. Y si de la comprensión, del amor, fuente de toda vida. Sin amor nada soy.

Se ha ampliado el juego. Gracias a la vida, gracias al amor que la vida te da, gracias a la vida que te forma, gracias a la vida que te ama. Fluyendo constantemente hasta en mi propia vida.

Cuando te encuentras en una relación así con la vida, vives en plenitud de los tiempos. Todo ha sido dado. Ahora queda recoger lo sembrado. Para traer más vida mis pensamientos, a mis emociones, a mi propia vida. Si hay vida, hay esperanza.

Quita la nieve de tus ojos y aprende a vivir con esperanza, con amor, con humildad.

Proporciona la intención del amor hacia los demás, sin descuidar el amor a ti mismo como fuente para dar más amor a los demás. Y aún más, si cabe. Cada vez más. Más cada vez. Cada vez, más. Y más. Aún más.

Guarda en el bolsillo de tu vida todo aquello que te hace feliz, aquello que te construye, aquello que te da vida, que te da esperanza, que te emociona positivamente.

¿Por qué en el bolsillo? Porque es un bolsillo de abundancia, de donde puedes sacar para dar a los demás in que te duela.

La unidad perfecta, abundante.

Las circunstancias de la vida no es tu circunstancia, así como tu circunstancia no son tus circunstancias. Cada circunstancia es en sí misma considerada. Así como las luces no son luz, sino que la propia luz es luz en sí misma y se coloca en el celemín, en lo alto. Busca la altura de tus pensamientos y vuela donde nadie haya pisado pie alguno. Deja tu huella, pero tu huella; no la huella de los demás. Sigue tu propia huella. Hazte responsable de servirte a ti mismo, para servir a los demás. La vida es una ocasión de servicio.

Piensa en la fuerza de la creación. Conéctala con tu fuerza interior, con tu energía interior, con tu mundo interior. Al fusionarlas, tu imaginación te trae a tu existencia, a lo que siempre has sido. Y crea tu fuente, tu espíritu de forma más emocional y menos intelectual. Da rienda suelta a tu imaginación y fluye. Deja fluir. En abundancia. Sin detenerte en imagen alguna. Que fluya. Incesantemente.

Cuando tu imaginación se detenga, repasa mentalmente todo cuanto ofreció. Y escoge de esta dádiva gratuita aquello que es edificante para ti y para la humanidad. Y vive de acuerdo a ella, con coherencia a tus actos y a tus hechos. Sé consecuente contigo mismo.

Reubica entonces tus pensamientos, perdona y sé perdonado.

Rescatando del pasado sólo lo bueno, deja que funcionen las cosas. Con otro prisma. Aprendiendo la lección de tu vida.

Cada experiencia de este proceso es diferente para cada uno, en función de sus realidades. En cualquier caso, al final del proceso, las realidades no son realidad, así como la realidad no son realidades. Y creas y vives tu propia realidad: la que te ha tocado vivir.

¿Qué hacer con esta realidad?

Lucha vil gusana por tu existencia que al final vas a parar al foso de la inconsciencia. La vida te da una batalla, te da una lucha. La lucha por sacra a tus hijos adelante, la lucha por un mejor porvenir para ti y para los tuyos, para la propia humanidad. Dejar mejor pan en la mesa y algo mejor de lo que hallaste en el mundo.

Procura que ese “algo mejor” sea transcendental, que transcienda a tu propia naturaleza, que no se quede en ti, sino que sirva para los demás. Que seas puente de sus vidas. Que sea puente para sus vidas. Que sirva a los demás. Que sea algo útil. Un legado útil, una herramienta de progreso, una herramienta que evite tantas luchas y para obtener los mejores resultados. Que sea una herramienta que venza las batallas que te da la vida. Esa es la intención de este libro. Tu fuerza de creación. Que descubras en ti todo la maravilla que forma parte de tu interior.

Así, deliberadamente elevas no sólo tu nivel de confianza, sino también tu nivel de energía hacia esferas inesperadas, inconcebibles. Sigue el conocimiento de tu entorno inmediato interior. Profundiza en ti. Hállate a ti mismo. Respira tu esencia. Vive en ti.

Es la forma de eliminar todos los obstáculos que la vida a diario te presenta. No nos apartemos de la batalla que nos da la vida, tengamos la idea constante en el presente y aceptemos con una sonrisa las dificultades que nos da la vida. En realidad, no hay problemas ni dificultades; tan sólo una oportunidad de salir avante mediante nuestro brioso corcel que es el alma. Y el alma, es transcendental. Transciende a ti mismo.

Los impedimentos que encuentras en la vida se convierten entonces en partículas y moléculas fragmentarias, incluso atómicas, que se dispersan por el aire que respiras. Aprende a respirar. Aprende a vivir. Tu propia vida. Porque tú la has pedido así, tal cual es. De inmediato. Siendo algo tuyo. Ilimitada. Atractiva a tu ser.

Cuanto más pienses en ello, más te conviertes en un ser especial. De hecho, naciste especial. Nadie hay como tú. Tú eres tú mismo, en tu propia esencia. Tu esencia no son las esencias, así como las esencias no son tu esencia. Tu esencia eres tú.

Tu verdadera esencia no está en tu cuerpo ni en tu mente, sino en tu espíritu. Es tu luz interior. Azul, completamente azul. Como flama que emerge. Y recibes lo que deseas para los demás.

Con lo cual, es importante tener conciencia de nuestros pensamientos internos y nuestras acciones humanas externas. Conocerás tu potencial cuando te adentres a tu espíritu y todo cuanto en ti fluye es espiritual. No exijas ni tengas expectativas; simplemente vive y deja fluir. Despréndete de ti mismo y busca tu paz.

Si esto es así, si el espíritu es infinito, ¿cómo es que caemos en la trampa de la mortandad y el suplicio? Tiene que ver con el estilo de libertad que quieres vivir, las posiciones perceptivas y el generar confianza en ti mismo para hacer que suceda.

Elige un estilo de vida que maximice tu libertad, no las cosas que tienes

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06

Anuncios




La Excelencia como Estándar de Rendimiento

10 07 2018

Resultado de imagen de excelencia como estandar de rendimiento

LIDERAZGO, VALORES Y ÉTICA

Atrás, en el siglo XX, quedan los modelos EFQM y concordantes que establecían indicadores de rendimiento. Ahora, en el siglo XXI, son las personas las que se implican en un proyecto común para alcanzar la excelencia, basada en el liderazgo, los valores y la ética.

De un lado, el liderazgo es el conjunto de habilidades que un individuo tiene para influir en la forma de ser y actuar de las personas o en un grupo determinado.

De otro, los valores son convicciones profundas de los seres humanos que determinan su forma de ser y orientan su conducta. Los valores nos ayudan a conocernos a nosotros mismos y a actuar con respeto hacia los demás. La amistad, por ejemplo, es uno de ellos. Cada persona, de acuerdo a sus experiencias, construye un sentido propio de los valores.

Finalmente, la ética es el conjunto de costumbres y normas que dirigen o valoran el comportamiento humano en una comunidad.

Si bien el liderazgo y la ética son imprescindibles para establecer un modelo de excelencia, nada son sin los valores de las personas que integran un equipo.

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06





Cómo desarrollar una estrategia exitosa

8 07 2018

Resultado de imagen de indicadores para medir el exito de una estrategia

INDICADORES DE LA ESTRATEGIA

La clave para diseñar una estrategia exitosa reside en los indicadores estratégicos y de contexto. ¿Qué son los indicadores estratégicos? Los indicadores estratégicos son un subconjunto de los indicadores de contexto. En su caso, un indicador de contexto es un dato que proporciona una base sencilla para describir una variable de contexto. Por su parte, las variables de contexto son moduladores del desempeño en el ámbito que se apliquen (social, familiar, escolar, personal, profesional, empresarial…). Finalmente, los moduladores del desempeño analizan la eficacia. Por último, la eficacia es la capacidad para producir el efecto deseado o de ir bien para determinada cosa.

Vistas a sí las cosas, cabe cuestionarnos: ¿Cómo establecer una estrategia exitosa?

Cómo establecer y desarrollar una estrategia exitosa. Planear para ganar

En su acepción más simple, una estrategia es la forma de describir el cómo van a hacer las cosas. Ahora bien, no es arbitrario. En consonancia, la estrategia ha de ser eficaz para ser exitosa. Detengámonos aquí por un momento para poder avanzar más rápido. Sólo dos apuntes: La Eficacia consiste en alcanzar las metas establecidas en la empresa, sin más. La Eficiencia consiste en lograr las metas con la menor cantidad de recursos.

Así, pues, cuando planeamos una estrategia no sabemos si va a ser exitosa o no. Eso depende inicialmente de los indicadores estratégicos y de contexto. Estos indicadores van en función de los moduladores del desempeño que, para ser exitoso, han de ser eficaces. Pero no sencillamente eficaz. También han de ser eficientes. Eficacia en la Eficiencia. Así, una estrategia eficaz alcanza los resultados de forma satisfactoria independientemente de los recursos utilizados, mientras que la estrategia eficiente es aquella que lleva a cabo el desempeño con el menor número de recursos posible.

Con lo cual, para establecer una estrategia exitosa, ponemos el énfasis en llevar a cabo una estrategia eficaz en la eficiencia. Esto es, el éxito es Eficacia en la Eficiencia. Una vez visto esto, vayamos al fondo del asunto. ¿Cómo puedo establecer, desarrollar y ejecutar una estrategia exitosa? A grandes rasgos, en primer lugar, para establecerla, toda estrategia ha de ser innovadora. Esta innovación ha de ser descrita. En segundo término, para su desarrollo, en la descripción se ha de configurar el compromiso en función de las capacidades establecidas al caso concreto del negocio a perseguir y qué resultados esperamos obtener a corto, medio y largo plazo, por una lado, así como conformar cuáles son los departamentos implicados para su desarrollo y su nivel de compromiso, de otro; para así poder establecer su rentabilidad y viabilidad, respectivamente. Finalmente, se ha de ejecutar una visión sistémica para alinear a la organización.

En cualquier caso, en fin, la base de toda estrategia exitosa es saber qué quiere el cliente o en qué se beneficia el destinatario de la misma.

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06





No necesitas transformarte, no necesitas cambiar

7 07 2018

EpsilonAurigae_wong

La sola contribución que puedes ofrecer al mundo es ser quien eres en realidad y no nadie más

ASHLY LORENZANA

EL ASISTENTE INTERIOR ENCUENTRA TU PROPIO CAMINO

El único éxito significativo es tu éxito. El cuerpo ocupa un lugar en el espacio y sólo uno. Nuestro éxito es diferente del de los demás. La singularidad significa conocer nuestra verdad interior y nuestro valor intrínseco. Significa conocer a tu verdadero yo y permitir que te guíe hasta tu éxito verdadero.

Esa luz interna que brilla y brillará siempre.

ALIMENTA TU ESENCIA

En esencia eres único. Lo único que necesitas para ser feliz. Eres único, eres especial, eres singular. Lo único que hay en ti es tu esencia. Disfruta de tu singularidad. Nadie en el mundo es como tú. Deja de luchar por algo que no eres y vive tu esencia. Reconoce tu potencial, tus dones, tus habilidades. Manifiéstate tal cual eres y tendrás el éxito asegurado. Desde un mismo sitio surgimos: somos esencia.

Respira en ti.

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06





Ponle Acción a Tus Metas

4 07 2018

Resultado de imagen de ponle accion a tus metas

Todas las pasiones son buenas mientras uno es dueño de ellas, y todas son malas cuando nos esclavizan

JEAN JACQUES ROSSEAU

LA PASIÓN ES EL COMBUSTIBLE QUE IMPULSA TUS SUEÑOS

Kevin, del Instituto Alfredo Cantón y uno de los ganadores de una beca de estudios de 500,00 Dólares mensuales, otorgada por el concurso “¿Qué impulsa tus sueños? de la Gira Ford: Impulsando Sueños“, manifestó apasionadamente que para él y sus compañeros Es un honor recibir esta beca que cubre su año escolar […] para cumplir ese sueño que es una meta que uno debe alcanzar.

Así, pues, la pasión es una emoción definida como un sentimiento muy fuerte hacia una persona, tema, idea u objeto. Por tanto, la pasión es una emoción intensa que engloba el entusiasmo o deseo por algo.

A su vez, el deseo es el interés o apetencia que una persona tiene por conseguir la posesión o la realización de algo. El cumplimiento de la meta de Kevin.

Por su parte, querer es un verbo que proviene del Latín (quaerĕre), que significa “tratar de obtener“. No obstante, querer tiene diferentes acepciones y aplicaciones; y, entre éstas, tener cariño o amar a alguien o algo. Este verbo también hace referencia a apetecer o desear algo. Con lo cual, se cierra el círculo, que parte del deseo y culmina en el deseo. El deseo deviene, así, el núcleo esencial de la pasión.

En este sentido, otra acepción del querer es resolver, determinar, intentar o pretender algo y tener voluntad de ejecutar algo. Es importante que nos detengamos en este punto, en cuanto que el querer, el núcleo esencial del deseo (motor de tus sueños), si no se ejecuta, nada es. Hay que tener, por ende, voluntad de ejecución.

La evidente conclusión es que el verdadero progreso depende de la voluntad de ejecución. Así, un testamento, si no se ejecuta, no produce efectos jurídicos. Cabe retener, pues, que la voluntad es la capacidad humana para decidir con libertad lo que se desea y lo que no. Al propio tiempo, la ejecución es la realización de una acción que requiere especial habilidad, un cierto aprendizaje práctico, esto es, aquella capacidad de la persona para hacer una cosa correctamente y con facilidad. Lo cual, incluye al hábito.

En última instancia, las metas. Una meta es el resultado deseado que una persona o un sistema imagina, planea y se compromete a lograr; un punto final deseado personalmente en una organización en algún desarrollo asumido. Muchas personas tratan de alcanzar objetivos dentro de un tiempo finito, fijando plazos (Metas SMART).

Por eso es bueno poner acción a tus sueños, para cumplimiento de tus metas.

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06

 





Agradece y Sonríe

4 07 2018

Resultado de imagen de Agradece y Sonríe

 

Hoy quiero agradecer todo lo que habéis hecho por mi. ¡Me habéis transformado! Nunca pensé haber llegado hasta aquí. Y hoy, gracias a todos y cada uno de vosotros por hacer realidad algo que nunca imaginé, En sólo 3 años (2015), hemos crecido 174.000 veces que habéis hecho click en alguno de los post hecho por vosotros y para vosotros.

la-licencia-creative-commons-9-638

Infinitas gracias, porque sin todos y cada uno de vosotros nada de esto sería posible. Lo que me impulsa a crear contenidos de calidad.

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06





Planifica Tu Éxito

3 07 2018

saber-a-donde-va

Mientras más fuertes sean tus pruebas, más grandes serán tus victorias

Anónimo

LA FORMA DE PENSAR QUE TE LLEVA AL ÉXITO

Tener un plan es fundamental para lograr el éxito. En cualquier proyecto, planificar es la herramienta ideal para el desarrollo del plan.

Todos tus pensamientos acumulan experiencias

La planificación estratégica funcional une dos puntos: el éxito desde cero. Lo importante de una estrategia son sus herramientas: análisis DAFO, para estudiar la situación de tu empresa (punto de partida).

La metodología es el camino

La metodología te organiza ideas, proyectos y el tiempo (metodología Kanban de los autos Toyota).

Las actividades te llevan al éxito

Llena tu agenda de actividades orientadas al éxito. La ejecución de tareas es una forma de vida.

¡Traza tus metas y ve a por ellas!

¡Desde el respeto hacia el respeto, un cordialísimo saludo para todos y para todas!

Marintalero

fondos-de-pantalla-blanco06

 








A %d blogueros les gusta esto: