Como afrontamos el dolor

17 12 2016

Resultado de imagen de como afrontamos el dolor

EL DOLOR EMOCIONAL Y EL SUFRIMIENTO

LA INVASIÓN DE LA CORRIENTE DEL PENSAMIENTO POSITIVO PUEDE MITIGAR NUESTRO DOLOR

10 CLAVES PARA AFRONTAR EL DOLOR CON PROGRAMACIÓN NEUROLINGÜÍSTICA E INTELIGENCIA EMOCIONAL

El dolor es la percepción sensorial localizada y subjetiva que puede ser más o menos intensa, molesta o desagradable y que se siente en una parte del cuerpo, como resultado de una excitación o estimulación de terminaciones nerviosas sensitivas especializadas, de los pares craneales correspondientes, por el sentimiento interno de pena, tristeza o lástima que se experimenta por motivos emocionales o anímicos y que se expresa mediante la estimulación de receptores sensoriales incluidos en la piel o el tejido (cápsula de Ruffini).

Hay otro dolor que tiene un origen mental e incluso emocional que lleva al sufrimiento y conlleva al estrés por déficit de serotonina (causa del insomnio).

En términos coloquiales, hay un tipo de dolor y sufrimiento que lleva la vida en algunas ocasiones de forma innecesaria, por su falta de gestión emocional: el dolor emocional.

Cuando sufrimos dolor emocional entendemos que estamos pasando por una “mala racha” y puede producir sufrimiento innecesario (desequilibrio emocional) en función de cómo lo gestionemos.

Así, pues, para restaurar nuestro equilibrio emocional es necesario entender y respetar que cada persona gestiona su dolor a su manera, en función del grado de dolor que padece (por ejemplo, ruptura emocional por pérdida de un amigo).

En esta clase de situaciones de ruptura emocional (divorcios, fallecimientos…), el primer paso para gestionar las emociones, es reconocer el duelo que produce lo que ocurre (etapas del duelo). El segundo, no maltratarte más produciéndote más dolor y más sufrimiento de aquel que reconoces. Tercero, ser honesto contigo mismo y con los demás en el sentido de comunicar tu aflicción y tu deseo de superación por salir cuanto antes de la situación que te agobia y te quita la respiración (busca apoyo de amigos o terapeutas). El cuarto paso, entender la posibilidad de que haya gente que no comprenda tu dolor. Por lo que, como quinto paso, guarda en tu memoria a aquellos amigos que realmente lo son en momentos críticos de tu vida (los que te apoyan realmente de corazón). El sexto paso, es importante reconocer estar preparado para tomar acción y averiguar el motivo del dolor (tómate tu tiempo para un paseo por mar o  montaña, o simplemente caminar). Séptimo paso, todo aquello que no puedas gestionar, apártalo de ti, acéptalo como tal y ámate más que nunca, siente aprecio por respirar y poder hacer algo por los demás (esto te da valor para seguir adelante). Octavo, la superación requiere voluntad propia. Noveno, toma el control de tu vida (realiza actividades ajenas a tu dolor; así, por ejemplo, mirar por tus hijos o por alguien que necesite más que tú en la vida). Y décimo, si no puedes superarlo, acude a un especialista en tu centro médico.

Recuerda: el dolor es una realidad, mientras que el sufrimiento es una opción.

¡Un cordialísimo saludo para todos y para todas, desde el respeto hacia el respeto!

Marintalero

http://marintalero.wixsite.com/ricardo-marintalero

Anuncios

Acciones

Information

Déjanos tu opinión

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: